Mala experiencia con spice

Quiero contaros mi experiencia con “spice” una droga que es aun legal en muchos países europeos y que se vende como incienso aunque generalmente se fuma por que sus efectos son parecidos a los de la marihuana.
Por desgracia la diferencia entre  el spice y la marihuana es evidente.  El primero es una droga sintética y química producida en laboratorios y la segunda es una droga derivada de una planta natural que crece en muchas partes del mundo, la planta del cáñamo. Además la diferencia reside en los efectos de cada droga. En mi opinión el spice no se puede comparar a la marihuana. Creo, después de mi experiencia, que nada puede sustituir sus efectos naturales y además invito a la gente a no probar el spice.
Compré dos gramos de spice por que quería colocarme después de una dura semana de trabajo. No sabía que el spice era cuatro o cinco veces más fuerte que la marihuana. Me fume un gran porro en la ventana de mi habitación. Mientras fumaba no note ningún efecto, pero de pronto, después de 10 minutos un viaje intenso y violento me causó un ataque de pánico.
  La primera hora fue impactante. Pensé que iba a morir. Mi corazón empezó a latir muy deprisa y empecé a sudar debido a la paranoia y ansiedad que acompañaban mi viaje. Tuve que para la música, abrir la  ventana de mi habitación y sentarme en la cama. Una botella de agua fue mi salvación y permitió que los latidos de mi corazón recuperaran su ritmo normal. 
Después de una hora necesite una ducha. Pero mientras me estaba quitando la ropa la paranoia y las palpitaciones comenzaron de nuevo. La ventana estaba aun abierta y fuera había una tormenta increíble con aguas y fuertes vientos. El cielo estaba negro y eso reflejo en mi mente un pasmoso black out debido a los efectos de esa mierda de droga.
Pasé otras dos o tres horas (para ser sincero no lo recuerdo) sentado en una silla observando la pared verde de mi habitación. Mi viaje continuaba y yo alternaba momentos de pensamientos agradables con terribles momentos de paranoia y ansiedad
Durante mi quinta o sexta hora de viaje me sentí mejor y pensé que lo peor ya había pasado. Pero me equivoqué y cometí un gran error   al pensarlo. Empecé a leer en Internet  algunas opiniones a cerca de spice y descubrí los efectos peligrosos de esa droga incluyendo posibles sobredosis. Cuando descubrí la composición sintéticas mis palpitaciones comenzaron de nuevo.  Solo después de siete horas me volví a sentir seguro. El día después tuve una resaca como si me hubiera bebido diez litros de cerveza y me sentí enfermo por que había estado desnudo en mi habitación la tarde noche pasada.
El spice y todos los demás cannabinoides sintéticos son muy peligrosos.  El profesor David Nutt ha dicho que “el spice y otros productos cannabinoides sintéticos se venden como inocuos subidones legales herbales. Sin embargo el contenido herbal es recubierto por componentes químicos  que copian los efectos del cannabis. Estos no son inocuos y han demostrado producir paranoia y ataques de pánico”
En otras palabras ¡no fuméis spice!